reseñas flamenco »

Eva Yerbabuena Ay! - Rosario la Tremendita - Carmen Amaya - Festival de Jerez

XVIII FESTIVAL DE JEREZ
Eva Yerbabuena "Ay!"
Rosario La Tremendita "Fátum"
Sábado, 22 de febrero, 2014. Jerez de la Frontera
23 de febrero de 2014
Texto: Estela Zatania
Fotos: Ana Palma

Especial XVIII Festival de Jerez - Toda la información

ROSARIO LA TREMENDITA “FÁTUM”
Sala Paúl, 1900h

La primera actuación del segundo día del Festival de Jerez tuvo lugar en la Sala Paúl, el espacio normalmente reservado para los proyectos experimentales, para jóvenes o en general para aquello que no se ajusta a las características de los otros escenarios del evento.  

Tremendita - Fatum!

Con la curiosa coincidencia del título “Fátum”, también empleado por Shoji Kojima y Javier Latorre para su obra de gran formato que vimos ayer, sin que tuviera nada que ver, vino Rosario “la Tremendita” a la Sala Paúl a presentar su nueva grabación así titulada.  Algunos cantaores cantan…mejor o peor…y punto.  La Tremendita conceptualiza el cante, a la vez que lo entrega de forma más o menos reconocible para el aficionado de a pie.  Se acompaña a la guitarra sentada en un taburete, cual cantante de cabaret, y también canta al piano de Cristián de Moret con la percusión y “ruido” (así figura en el programa) de Pablo Martín Jones y las palmas de José Manuel Ramos “El Oruco” y Tremendo hijo.   Es cantautora flamenca en la línea de Mayte Martín, pero de otra manera.  Valiente propuesta que llevó con sorprendente soltura y madurez.   Admirables las bulerías a nudillos con muchísimo sabor, e interesantes tonás y siguiriyas de su barrio de Triana con el sutil acompañamiento del piano.  


 

EVA YERBABUENA ”AY!”
Teatro Villamarta, 2100h

Baile: Eva Yerbabuena. Guitarra: Paco Jarana. Cante: Enrique Extremeño, José Valencia, Juan José Amador. Violín: Nazar Yasmytskyy. Percusión: Antonio Coronel. Dirección, idea original y coreografía: Eva Yerbabuena. Creación y dirección musical: Paco Jarana.

 

Eva Yerbabuena, una de las intérpretes de baile y danza flamenca más queridas y admiradas de la actualidad, volvió a pisar el escenario del Teatro Villamarta.  

En esta ocasión vino desprovista de cuerpo de baile alguno, de hecho, ofreció un impresionante trabajo unipersonal, casi hora y media con escaso descanso.  Es una obra totalmente negra en el sentido más literal, no hay gota de color, pero goza de una inteligente iluminación que nos permite ver el baile de Eva (suena absurdo, pero en otras obras, con el afán de mostrar negrura, no hay suficiente luz para ver a los principales).  

Eva Yerbabuena -Ay! Festival de Jerez

Yerbabuena tiene dos registros cada vez mejor definidos.  Hay  aquella Eva que nos entrega una forma de bailar absolutamente irresistible, flamenquísima a pesar de cierta falta de espontaneidad, brillantemente estilizada y personal, con todos los elementos que gritan “¡damas y caballeros, aquí hay flamenco!”  Luego, hay la Eva alternativa.  Una zona lúgubre y teutónica, tan extensa que se merece un código postal propio.  Ella misma parece aludir a esta zona cuando habla del proceso de creación de la obra que vimos anoche: “…entras en el estudio sin una idea preconcebida”.  Ese rechazo de formato, que obviamente incluye las formas del flamenco (aunque le debe ser difícil desvincularse del género, incluso temporalmente), es lo que da lugar a la Eva alternativa.  Un ser torturado, emocionalmente impedido, incapaz de reírse, perdido en el continuo espacio tiempo buscando una salida indolora que sencillamente no existe.  En cierto modo es la antítesis del flamenco, o al menos de la forma de ser andaluza que tanto define el flamenco.  Es la no superación del miedo a vivir.

Estos difíciles momentos catárticos suelen ser expresados hacia el comienzo de las obras de Eva…la lentitud, el silencio…(miras el reloj)…movimientos repetitivos que anestesian la mente…  No es agradable para la mayoría, y siempre alguno se levanta y abandona el teatro.  Pero tenemos la enorme recompensa del atrás inmejorable con las voces de Enrique Extremeño, José Valencia y Juan José Amador, que además ofrecen solos de cante mucho más sustanciosos que un simple relleno, la guitarra (y música) siempre idónea de Paco Jarana, la original y sensible percusión de Antonio Coronel y el acertado violín de Nazar Yasmytskyy.  

Cuando Eva se viste de delantal de lunares negros, Valencia le canta por tangos de Triana que se derriten en bulerías, y ya no miras el reloj.  Baile estilizado de taranto, y por siguiriyas con mantón para terminar.  


CARMEN AMAYA. CIEN AÑOS Y UN DÍA DE BAILE
Sala Paúl, 2400h

Desde que sale la noticia de que la legendaria bailaora Carmen Amaya nació, no en el 1913 como se había dicho anteriormente, sino en el 1917, tenemos homenajes para rato.  Esta presentación del admirado compañero Manuel Curao, lo que él describió como un “documental en directo”, fue precisamente eso.  Narrativas, vídeos de muestra de la bailaora, un repaso biográfico, fragmentos de entrevistas, etc., con el objetivo de conmemorar el centenario, aún por llegar, de Carmen.

Carmen Amaya 100 años y 1 dia - Festival de Jerez

Tres bailes de Lucía Álvarez “La Piñona” fueron metidos con calzador.  La ganadora del Desplante del 2011 no refleja las formas de Carmen Amaya, pero tampoco resultó desagradable su intervención con el cante de Moi de Morón y la guitarra de Miguel Pérez.

Más baile para completar la noche de sábado en la peña La Bulería con la joven estrella Gema Moneo y el cante de Juanillorro, Joaquín Marín y Luis Vargas “El Mono” y la guitarra de Jesús Agarrado.

Vídeos: