noticias flamenco »

La Compañía Antonio Gades mantiene vivo "El Fuego" artístico del gran coreógrafo

Stella Arauzo, que compartió escenario con el mítico bailarín, dirige este ballet inspirado en "El amor brujo" de Manuel de Falla.
27 de febrero de 2015

Especial XIX Festival Flamenco de Jerez - Toda la información

La polifacética Ana Salazar estrena ‘Desayuno sin diamantes’ en Sala Paúl y la bailaora Patricia Guerrero se atreve con ‘Touché’ en Sala Compañía

La huella indeleble que dejó Antonio Gades en el baile español toma vida propia en cada una de las representaciones de la Compañía que lleva su nombre, cuyo propósito es poner en escena su legado artístico. Este es el caso de ‘Fuego’, ballet inspirado en ‘El amor brujo’ de Manuel de Falla fruto de la colaboración entre Gades y Carlos Saura, que mañana sábado día 28 de febrero podrá verse en el Teatro Villamarta, escenario principal del XIX Festival de Jerez.

La oferta del certamen en esta misma jornada comenzará con la polifacética Ana Salazar, que estrenará ‘Desayuno sin diamantes’ en Sala Paúl, y el baile de Patricia Guerrero, que presenta ‘Touché’ en Sala Compañía.

El ‘Fuego’ del baile de Gades llegó a los escenarios el pasado año, al cumplirse el décimo aniversario de su muerte. La Fundación que lleva su nombre decidió entonces recuperar esta versión del coreógrafo inspirada en ‘El amor brujo’, que supuso su acercamiento al ballet de Manuel de Falla. 

El montaje, estrenado el 26 de enero de 1989 en el Teatro Châtelet de París –que había hecho el encargo- fue además la última de sus colaboraciones con Carlos Saura. A pesar del rotundo éxito logrado en su puesta de largo parisina y en la posterior gira por Europa, Japón y Brasil, no llegó a representarse en España.

Para Stella Arauzo, directora artístíca de la Compañía Antonio Gades, la principal razón de que ‘Fuego’ no llegara a España la tiene el intenso trabajo que, por aquellas fechas, llevaron a cabo con las representaciones de ‘Carmen’. “Hacíamos 100 ó 120 funciones al año. Muchas giras. Y Gades, que era un gran estratega de los debuts, supongo que quería un gran evento en torno al estreno de ‘Fuego’ y no pudo ser”, aseguró. 

Un tiempo sabático

A esta circunstancia se sumaron otras de carácter personal. “En Japón, en 1991, comprendió que no podía más y se tomó un tiempo sabático. Cuando reanudó su trabajo, ya estaba con ‘Fuenteovejuna’, que se convirtió en un gran éxito Así que ‘Fuego’ se quedó ahí, aparcada. Después llegaría su enfermedad”, añadió.

En el momento de su creación, el ballet fue interpretado por el propio Gades junto a Stella Arauzo. El mítico bailarín encarnaba a Carmelo, novio de Candela, una pareja cuya posible boda puede verse truncada por el espectro de un hombre, José, asesinado al inicio de la obra en un duelo a navaja.

“Ahora llevo con orgullo poder transmitir su legado a las nuevas generaciones”, señaló Arauzo, “Por mucho que vea sus espectáculos aún me maravilla tanta magia. A veces me sorprende que algunos tengan tantos años”, confesó. 

“Estar en Jerez es un sueño”, señaló la responsable artística de la Compañía Antonio Gades. A este respecto, recordó la vinculación de artistas de la ciudad con esta formación en otras épocas como José Mercé o Gómez de Jerez. Y esta relación se mantiene en la actualidad con cantaores como Juañares y Enrique Pantoja. 

Después de aquella ‘Carmen’ que pusiera en escena en el Teatro Villamarta en la segunda edición del Festival de Jerez –corría el año 1998-, ahora regresa al certamen “con ilusión y con fuerza” y con un espectáculo que calificó “como la parte más flamenca” del coreógrafo, “la que va al pueblo”. A su juicio, en ‘Fuego’ puede verse “el Gades más libre, el más popular”.

Tal y como el propio Gades afirmó en su día, la versión escénica de ‘El amor brujo’ es muy diferente a la que el tándem Gades-Saura crearan para el cine. Así las cosas, se cuenta una historia diferente, aunque utilizando la banda sonora de la película cantada por Rocío Jurado con la Orquesta Nacional de España dirigida por el maestro Jesús López Cobos. Sin embargo, en ‘Fuego’ no sólo hay cambios en las partes musicales, sino que aparecen músicas flamencas y populares.

Argumento

Tras el comienzo a telón bajado, se desencadena la ‘Pelea’, un rítmico duelo del que José sale herido de muerte. Entonces, suena ‘El amor brujo’. Llega el día y se iluminan las sábanas blancas en el ‘Tendedero’, con el coro de mujeres en el que está Candela, que se va a casar próximamente con Carmelo. Pero llega José ‘El Espectro’ para perturbar a los enamorados. También irrumpirá en el número festivo de las ‘Navidades’. Candela, como empujada por una fuerza irresistible, baila la violenta ‘Danza del terror’.

Vuelve la celebración popular en la cuarta escena –‘El Rocío’- marcada por las sevillanas. La vuelta del espíritu de José lleva a Carmelo a buscar a ‘La Hechicera’ para exorcizar a su amada con la ‘Danza del Fuego’. La pareja danza ‘El fuego fatuo’. Sin embargo, el Espectro regresa y será todo el pueblo el que le haga frente. Al amanecer se celebra la boda y se canta la alboreá.

Ante el espectador, ‘Fuego’ aparece con “una escenografía más limpia” que en otros montajes de Gades, según Stella Arauzo. Asimismo, destacó que esta obra “es menos cinematográfica que ‘Carmen’ y ‘Fuenteovejuna’. Se aprecia más el ojo de Gades que el de Saura”.

No obstante, la jornada de mañana tendrá otros atractivos, además de este ‘Fuego’ de la Compañía Antonio Gades. Previamente, en Sala Paúl, Ana Salazar estrenará su ‘Desayuno sin diamantes’ dentro del ciclo ‘Con nombre propio’ y, a medianoche, le tocará el turno a la bailaora Patricia Guerrero con su ‘Touché’ en Sala Compañía dentro del ciclo ‘Solos en compañía’.

Un recital de bailes y canciones flamencas de una artista personal y transfronteriza es lo que ofrecerá Ana Salazar en este ‘Desayuno sin diamantes’. Un montaje que no dejará a nadie indiferente y en el que la artista vivirá una transfiguración que le llevará a resurgir a la vida de nuevo. Y este renacimiento se producirá a través de la música, el baile y el cante.

No estará sola en este proceso. Contará con un repertorio musical dirigido por Alfredo lagos, que también la acompañará con su guitarra, el percusionista Bandolero, los cantaores Roberto Lorente y Miguel Téllez, además de Noé Barroso a las palmas. ‘Desayuno sin diamantes’ “iba a ser un disco” pero, finalmente, se ha convertido en un nuevo montaje de Ana Salazar.  Para ella, se trata de “un musical flamenco” en el que la transformación de la protagonista para resurgir a la vida viene a desatar una serie de emociones contadas a través de diferentes palos.

Y pondrá punto final a la programación del certamen en la misma jornada el baile de Patricia Guerrero, una de las jóvenes a la que los críticos le auguran un brillante porvenir. ‘Touché’ es el segundo de sus montajes que ahora trae al certamen. La granadina busca con el título establecer un paralelismo entre el ‘tocado’ de una espada con el arco del violín. 

El violín estará en las manos de Bruno Axel, autor también de la música. Con él ha decidido “intercambiar lo que sabemos” hasta lograr que este ‘Touché’ sea “una mezcla sutil entre su mundo y el mío”. El cante de José Ángel Carmona, la guitarra de Paco Iglesias y la percusión de Agustín Diassera completan el elenco artístico.